Preguntas frecuentes

¿Cuál es su política para aceptar un caso?

Cada caso es singular e individual y atiende a un gran número de variables. Todo ciudadano tiene derecho a evitar el estigma de una información no deseada en la red o bien a generar el justo y merecido contraste.

¿En qué plazo de tiempo se consigue la reparación de resultados?

No existe un tiempo preconcebido, algunos casos necesitan de 3 a 6 meses, otros un año entero. Por contra otros proyectos se resuelven en pocos días. El alcance temporal está determinado por el tipo de procedimiento asignado que debe llevar a la consecución del objetivo.

¿Trabajan a nivel internacional?

España es nuestro ámbito principal de actuación, no obstante y en algunos casos podemos atender a peticiones internacionales si es una petición legítima y si existe compatibilidad idiomática. Nuestro trabajo no exige una presencialidad al tratarse Internet de un medio deslocalizado. En todos los casos es indispensable mantener un contacto telefónico con el cliente.

¿Qué precio tiene un servicio de defensa de reputación en Internet?

No existe un precio preconcebido, el presupuesto final viene determinado por variables como la estrategia elegida para solucionar el problema, el tiempo necesario, el número de contenidos perjudiciales existentes, etc…

¿Tienen un contrato de confidencialidad?

La privacidad y la confidencialidad son aspectos muy importantes para nosotros. Trabajamos con marcas relevantes, por esa razón establecemos un contrato de confidencialidad el cual aporta la seguridad a ambas partes comprometidas a no difundir o utilizar su nombre ante terceros.

¿Ponen en marcha acciones jurídicas?

No. Identidad Legítima no articula acciones tales como demandas, querellas u otras iniciativas de tipo jurídico al considerar que estas suelen ser contraproducentes. Nuestra estrategia se basa en la eliminación o desindexación del contenido y en muchos casos en la publicación de contenido positivo.

¿Pueden eliminar una noticia?

En muchos casos es posible. En otros ponemos en marcha acciones para que la noticia perjudicial puede ser desindexada. En otros logramos su relegación en la lista de posiciones (marketing de la visibilidad) o logramos negociar el cambio de denominación afectada (nombre y apellidos por iniciales) o asteriscos.